Noticias, razas caninas, psicología, enfermedades y cuidados
Domingo, 26 Febrero, 2017

 

Fotografía cortesía de: Maite Rodríguez Photography 

El perro sagitario (del 22 de noviembre al 20 de diciembre)

 

Este perro pertenece al elemento Fuego, que se encuentra bajo la regencia del benéfico planeta Jupiter, el planeta de la buena fortuna. Y los nativos de este signo parecen estar protegidos por la buena suerte. Son optimistas y llenos de vitalidad y esperanza.

Poseen una gran confianza en sí mismos y su actitud positiva suele corresponderse generalmente con un apreciable apoyo de la suerte. Aunque no destacan por su brillante intelecto y en ocasiones ven la vida con cierta simpleza o ingenuidad, suplen ventajosamente esta carencia con una magnífica intuición que siempre los lleva a tomar el camino correcto.

Son extrovertidos, algo superficiales, comunicativos y abiertos al mundo y las personas y se adaptan con facilidad a las nuevas situaciones, y diferentes mentalidades. Tienen un sentido de la amistad muy desarrollado.

Les gustan los placeres de la vida y las diversiones. Pueden ser algo imprudentes  y detestan llevar una vida rutinaria. Poseen una marcada tendencia a la obesidad debido a que son proclives a los excesos.

Los perros nacidos bajo el signo de sagitario son mascotas deportivas y sensibles, a las que les gusta practicar cualquier deporte junto a su amo. Aunque en ocasiones pueden tener ataques de indolencia y permanecer echados en los mejores rincones de la casa. El perro más representativo de este signo es el Dálmata. Una de las características de este perro es su predisposición hacia las bromas, por lo que antiguamente era especialmente entrenado para los espectáculos en los circos. En cuanto a su constitución física, suelen tener un aspecto bien proporcionado y atlético. Junto con acuario, comparten el amor por la libertad y la independencia.

Sagitario es un signo mutable, y los nativos de este signo tienen un carácter flexible y una gran capacidad de adaptación, una mente rápida y alerta y son muy versátiles, con mucha capacidad para aprender y comunicar. En su vertiente negativa están predispuestos a la inestabilidad y el nerviosismo, con tendencia a la dispersión de energías.

El perro Sagitario posee una naturaleza optimista, orgullosa y a veces algo testaruda, y son muy sensibles al elogio y los reconocimientos, por lo que su entrenador o propietario, deberá tener esto en cuenta para sacar el máximo rendimiento del animal. Deseosos de movimientos y traslados, tienen una marcada pasión por los vehículos, por lo que los paseos en coche son de su agrado, pues le permiten vivir aventuras y ver el mundo.

Son animales que poseen una gran alegría de vivir y pueden ser muy graciosos y algo payasos haciendo todo tipo de acrobacias y saltos. No poseen malicia y se enfrenta a la vida con tal entusiasmo que a menudo es inconsciente de los peligros. Detecta bien la tristeza o depresión en las personas y sabrá hacer reír a quienes pasen por momentos de melancolía o problemas.

Los perros nacidos bajo el signo de Sagitario tienen una característica muy típica del signo: si la compañía es de su agrado, se muestra simpático, pero si, por el contrario, no lo es, se marcha o adopta un aire de ofensa. Les gusta el contacto con la naturaleza y realizar actividades al aire libre.  No les agrada vivir dentro de la casa, son algo despreocupados y pueden pasar súbitamente de la alegría a la depresión.

Los perros Sagitario se llevan estupendamente bien con los signos de su propio elemento fuego (aries, leo y sagitario) y con los signos de aire (géminis, libra y acuario), por lo que existirá una mejor comprensión y convivencia cuando se dan las combinaciones entre personas y perros de estos signos. Sagitario no sintoniza mucho con los signos de agua (cáncer, escorpio y piscis) y menos aún con los de tierra (tauro, virgo y capricornio).

La salud del perro Sagitario

Este signo simbolizado por el mítico animal del centauro: mitad caballo, mitad humano, rige las caderas y los muslos, el fémur, las arterias y las venas ilíacas. También influye sobre los pulmones, el hígado y la sangre. Con todos estos órganos se relacionarán también todas las enfermedades a las que está predispuesto: ciática, flebitis, lesiones en las patas, parálisis u otros problemas en los miembros inferiores, así como trastornos del hígado, la sangre. También pueden sufrir enfermedades metabólicas provocadas por excesos, especialmente artritis y asma. Tienen tendencia a los accidentes y las caídas.

 

El perro ideal para una persona del signo Sagitario

Una raza canina afable y autosuficiente es la ideal para cualquier persona de signo Sagitario. Este perro tendrá que estar siempre listo en el acto para ir a donde sea y hacer lo que sea que su amo decida espontáneamente. Un Sagitario apreciará cualquier perro que sea cariñoso, sociable y entusiasta, como ellos mismos. Los perros grandes y amigables que necesitan mucho ejercicio ocupan el primer lugar para el estilo de vida deportivo de los sagitarianos.

A Sagitario también le encantará practicar cualquier deporte canino con su mascota, por lo que las razas de perros cazadores serán las que mayor afinidad tengan con ellos. Los perros nacidos bajo cualquiera de los tres signos de fuego, encajarán maravillosamente con un amo Sagitario.

 

Written by

Amante de los animales, la naturaleza, y la fotografía. Redacto artículos para mi blog canino, tratando de seleccionar temática que le sea de utilidad al lector, especialmente sobre enfermedades, razas, cuidados y los últimos avances científicos de nuestros fieles y peludos compañeros.