Noticias, razas caninas, psicología, enfermedades y cuidados
Domingo, 26 Febrero, 2017

Fotografía cortesía de: Patrick Braun    /  www.patrickbraun.net

El perro tauro (del 21 de abril al 20 de mayo)

Este perro pertenece al elemento Tierra y está asociado con el planeta Venus, el planeta que representa la belleza, por lo que son animales bellos a quienes el elemento Tierra también les confiere estabilidad. Son prudentes  y obedientes, duros, resistentes y trabajadores incansables.

Poseen una marcada tendencia a la obesidad debido a que son excelentes comensales, aunque ciertamente son selectivos en la comida y no aceptarán cualquier preparado. Son perros con aspecto estable, fuerte, sólido, y de cuello grueso. Son extremadamente cabezotas, como todos los que se rigen por el signo del toro.

Los perros nacidos bajo el signo de Tauro son mascotas tranquilas y hogareñas, a las que les gusta estar cómodamente echados en cualquier sofá mullido de la casa. Aunque en ocasiones pueden ser algo interesados, por lo que se acercan a las personas aunque sean desconocidos, si observan que tienen algo que ofrecerles (generalmente, comida), no obstante son extremadamente leales a sus dueños.

Poseen una naturaleza pacífica y bondadosa y no se enfadan fácilmente, aunque un rasgo muy peculiar de estos animales, es que se suelen enfadar cuando no toca, es decir, en las ocasiones en las que no deben enfadarse o al menos, no tienen motivos suficientes para ello. Y cuando se enfadan, son realmente temibles y difíciles de aplacar.

El perro más representativo de este signo es el Bulldog Inglés. Una de las peculiaridades en las peleas de toros para lo cual se utilizó esta raza era que el perro no soltase nunca, pasara lo que pasara, a su presa y este rasgo característico es el que sigue mostrando el Bulldog Inglés: en las raras ocasiones que se enfada, cuando muerde, no suelta lo que lleva en las mandíbulas, y es casi imposible persuadirle para que suelte a su víctima.

Tauro es también un signo fijo, lo que apunta a una de las características más conocidas del mismo: la obstinación o la testarudez. Esto favorece la fidelidad y la resistencia. Tiene tendencia a la búsqueda de la seguridad, pero con predominio de los instintos. Soportan con paciencia las dificultades, por lo que difícilmente se enfadan. Les gustan los niños y a éstos les suelen consentir de todo, con una bondad y paciencia casi infinitas.

Al tratarse de un signo fijo, no les convienen la mudanzas ni los cambios frecuentes. Necesitan un hogar estable, ya que estos perros son más sensibles que otros a los cambios de propietario, ubicación o estilo de vida que podría llegar a desequilibrarlos.

El perro Tauro poseen una naturaleza egocéntrica y desea que todo gire en torno a él, y está constantemente pendiente de sí mismo y de sus intereses. Son reservados y desconfiados y  pueden guardar rencor ante una afrenta durante mucho tiempo.

Un dato a tener en cuenta es que no les gustan los cambios. Y les cuesta mucho adaptarse a ellos. Una mudanza o un cambio de propietario puede ser muy perjudicial para estos perros, y producirles trastornos de comportamiento y melancolía o desorientación durante mucho tiempo después.

Los perros nacidos bajo el signo de Tauro son muy constantes y pacientes en la persecución de sus objetivos, así como diplomáticos, hábiles y persuasivos. De carácter flemático o calmado, se dominan mucho y es difícil que pierdan los nervios, pero cuando esto ocurre tienen terribles ataques de cólera y puede costar mucho aplacarlos. Les gusta el contacto con la naturaleza y realizar actividades al aire libre.

Los perros Tauro se llevan estupendamente bien con los signos de su propio elemento tierra (tauro, virgo y capricornio) y con los signos de agua (cáncer, escorpio y piscis), por lo que existirá una mejor comprensión y convivencia cuando se dan las combinaciones entre personas y perros de estos signos.

Tauro no es un signo que comprenda demasiado la psicología e intenciones de los demás y es lento en la comprensión, aunque tiene un excelente sentido común, por lo que conviene tener esto en cuenta durante su adiestramiento.

La salud del perro Tauro

El signo del toro rige el cuello y los órganos o glándulas internos del mismo, así como las enfermedades asociadas a ello: catarros, anginas, laringitis, otitis, problemas de tiroides y asma. Pero también se relaciona con las enfermedades metabólicas provocadas por la sobrealimentación y una vida sedentaria: obesidad, problemas de hígado o riñones, diabetes y artritis.

Conviene tener en cuenta que el perro tauro está especialmente predispuesto a la glotonería, por lo que hay que evitar darle demasiadas golosinas y comida para evitar que pueda repercutir en su salud, que por lo general suele ser excelente.

El perro ideal para una persona del signo Tauro

Los nacidos bajo este signo son personas tranquilas, hogareñas y cómodas. Les gusta disfrutar de la tranquilidad del hogar y dar largos paseos en parajes naturales, por lo que el perro que les acompañe deberá poseer parecidas características. Los Tauro también saben apreciar la belleza, por lo que elegirán perros de aspecto atractivo, con un carácter tranquilo y bondadoso.

A muchos les gustará practicar cualquier deporte tranquilo en compañía de su perro. Los perros de signos de tierra, virgo y capricornio tienen una excelente afinidad con un dueño Tauro. Tauro no congenia bien con su propio signo, ya que ambos podrían problemas cuando se obstinen en algo.

También, pero en menor medida, congeniarán con los tres signos de agua (cáncer, escorpio y piscis). Los restantes signos no son recomendables porque no existirá demasiada comprensión entre ellos. Así que necesitará un perro que satisfaga sus altos niveles de estética, comodidad y seguridad.

El perro perfecto de Tauro será atractivo, inteligente, fiel, suave y esponjoso al tacto, le gustará abrazar y ser un perro feroz que proteja a su amo. Las razas recomendables para una persona Tauro son entre otras: el Bulldog Inglés, el Caniche, el Bulldog Francés y el Shih-Tzu.

Written by

Amante de los animales, la naturaleza, y la fotografía. Redacto artículos para mi blog canino, tratando de seleccionar temática que le sea de utilidad al lector, especialmente sobre enfermedades, razas, cuidados y los últimos avances científicos de nuestros fieles y peludos compañeros.