Noticias, razas caninas, psicología, enfermedades y cuidados
Lunes, 27 Febrero, 2017
 

Tu perro ajusta sus hormonas a las tuyas

Fotografía cortesía de: Maite Rodríguez Photography

 

Los perros conectan tan profundamente con nosotros, que sus hormonas se sincronizan con las nuestras, según un estudio reciente.

Este estudio, que ha sido aceptado para su publicación en la prestigiosa revista Physiology & Behaviour, se suma a la creciente evidencia de que perros y humanos conectan tanto a nivel consciente como a nivel subconsciente, hasta tal punto que llega a influenciar definitivamente toda su composición bioquímica básica.

En cuanto a la explicación científica, la autora principal de este impactante estudio, Alicia Phillips Büttner le explica a Discovery News: “Puesto que los seres humanos y los perros son especies altamente sociales, la sincronización de los estados hormonales podría ayudar en la comunicación social, y la cooperación”.

Büttner, que investiga en el Departamento de Neurociencia, Comportamiento y Psicología de la Universidad de Nebraska en el estado de Omaha, lideró el estudio junto con sus colegas Breanna Thompson, Romero y Jonathan Strasser Santo.

El equipo tomó muestras de saliva de 58 perros de ambos sexos, y de sus propietarios (44 mujeres y 14 hombres) antes y después de varias competiciones de Agility.

Los investigadores también recolectaron información acerca de los perros y sus guías, y analizaron como interactuaron los pares después de las competiciones caninas. Tras el análisis de las muestras, determinaron que los niveles de la hormona cortisol en la saliva de los perros eran similares a las halladas en sus propietarios.

Aunque el público asocia a menudo el cortisol con estados de estrés o angustia, los niveles elevados de esta hormona durante una competición pueden ser el reflejo de la emoción, la excitación o el esfuerzo físico, explica Strasser, director de Neurociencia y Programa de Postgrado de Comportamiento.

Las investigaciones anteriores han podido determinar que los y los humanos también pueden influir en los niveles de oxitocina (la hormona del amor) de los demás. Desde hace muchos años solemos bromear con el hecho de que propietarios y perros se parecen mucho, y en muchas imágenes podemos encontrar extrañas evidencias de esto, sin embargo, podría haber algo de verdad en la idea, después de todo.

Ahora que sabemos que existe una estrecha relación  del contacto positivo entre los perros y los resultados de los propietarios en los niveles mas bajos de cortisol y los niveles mas elevados de oxitocina en ambas especies, sería interesante poder determinar si estos efectos se pueden convertir en un rasgo estable, a largo plazo tanto de los perros como de sus dueños, según Büttner.

La científica y su equipo han podido averiguar que los perros pertenecientes a propietarios masculinos tenían tendencia a tener niveles mas altos de cortisol que los que eran propiedad de las mujeres. El equipo cree que esto podría ser debido a que los hombres tienden a ser mas competitivos, y sus perros empatizan esa cualidad. En cambio, las mujeres se relacionan mas con otras personas durante los cursos de Agility, lo que podría explicar la disminución de los niveles de la hormona.

En cualquier caso, es interesante señalar que los perros son capaces de detectar los niveles de cortisol de sus propietarios, para ajustarlos a los suyos propios.

La cercanía entre perros y humanos probablemente aumenta la sincronicidad hormonal entre ambos, aunque según los investigadores, es posible que nuestros queridos peludos también la sincronicen en momentos puntuales con un amigo o compañero del propietario, e incluso con extraños.

El perro es un animal difícil de engañar, si su dueño está estresado aunque actúe con calma, todavía podrá detectar las hormonas en el sudor de la persona lo que a su vez, podría afectar a su propio nivel hormonal.

También es mas que probable que se den cuenta de ciertos cambios de conducta del propietario, aunque estos sean tan sutiles, que ni siquiera seamos conscientes de ello. Ahora la pregunta del millón es: ¿Podrá darse la misma sincronización con otras mascotas que no sean perros?

Según Evan MacLean, de la Universidad de Duke, que también estudia la sincronización hormonal entre personas y perros, esto no sería nada sorprendente. Las hormonas como la oxitocina y el cortisol se encuentran en todos los mamíferos. La oxitocina en particular está involucrada en los vínculos sociales, y la crianza de muchas especies de animales y no sería raro encontrar esta sincronización de los niveles de algunas hormonas en las relaciones de humanos con otras especies, como los caballos o los gatos.

 

Post Tags
Share Post
Written by

Amante de los animales, la naturaleza, y la fotografía. Redacto artículos para mi blog canino, tratando de seleccionar temática que le sea de utilidad al lector, especialmente sobre enfermedades, razas, cuidados y los últimos avances científicos de nuestros fieles y peludos compañeros.