to top

Los ladridos del perro

noticiasdeperros.com
Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Fotografía cortesía de: Jáson Csongor Kerekes




Los perros que ladran en exceso pueden ocasionar problemas a sus propietarios, quienes en algunos casos pueden llegar a tomar medidas drásticas como abandonar o llevar a su mascota a un albergue.

Nuestros compañeros caninos suelen llevar una vida relativamente relajada en el hogar, sin nada mas que hacer que comer, dormir y ocasionalmente, dar un paseo o dos diarios. Sin embargo, los perros que han sido criados y seleccionados especialmente para tareas de servicio, trabajo, pastoreo, etc. pueden encontrar la vida doméstica bastante aburrida y en la mayoría de los casos el ladrido les alivia el aburrimiento.

El perro puede llegar a ladrar por muchos motivos como la excitación, ansiedad, llamar la atención, la llegada de personas a la vivienda, etc. y la mejor receta para evitar los ladridos, cualquiera que sea la causa es el ejercicio y la estimulación mental, que le ayudará a centrar su atención en lo que está haciendo y reducirá la necesidad de ladrar.

Diferentes tipos de ladridos

[su_dropcap size=”5″]E[/su_dropcap]l primer paso hacia la solución del problema es asegurarse de que se trata de un problema real. En algunos casos, el nivel de tolerancia de los propietarios hacia los ladridos podría ser muy bajo, lo que nos llevaría a asumir erróneamente que el ladrido persistente que nos parece tan frustrante es en realidad relativamente bajo en relación con el estándar de ladridos de la raza.

Llegados a este punto debemos considerar que la facilidad que tiene un Yorkshire para ladrar no es la misma que la de un Shih-Tzu. El Yorkshire ha sido entrenado para la caza de pequeños roedores y para avisar a su propietario de la presencia de cualquier animal, por pequeño que este sea, por lo que posee un nivel de ladridos superior a un Galgo Afgano o un Shih-Tzu.




Así que si eres una persona con baja tolerancia hacia los ladridos, infórmate antes de adoptar tu raza preferida de su nivel de ladridos. Esto evitará sorpresas desagradables, devoluciones y la adopción de medidas drásticas.

[su_quote]En cualquier caso, es perfectamente normal que el perro ladre un poco cuando suena el timbre (sea de la raza que sea), escucha a los vecinos en el patio, o si llaman a la puerta. Pero si no se controla este comportamiento, en ocasiones podría llegar a convertirse en un problema. Si estás seguro que el ladrido es realmente superior que los niveles de sus compañeros de raza, el siguiente paso es identificar el motivo por el cual ladra tanto y analizar el tipo de ladridos: [/su_quote]

Ladridos para llamar la atención:

  • Si tu perro ladra para llamar tu atención o porque desea alguna cosa, ignóralo hasta que deje de ladrar.
  • Esto puede ser difícil al principio, porque tratará de ladrar durante más rato y más fuerte tratando de conseguir que le prestes atención, pero debes tener paciencia.
  • Deja pasar 5 segundos después de que se haya callado y después dale un premio (caricia o chuchería favorita). Repite esto las veces que sean necesarias.
  • Tu perro aprenderá que ladrando no consigue nada, pero si permanece en silencio obtiene la atención que desea.

El ladrido por excitación:

El perro ladra por entusiasmo, igual que muchas personas suelen elevar la voz en situaciones excitantes. Este tipo de ladridos normalmente suelen darse cuando sabe que va a salir de paseo, o va a comer. Este tipo de ladridos suele ser difícil eliminar porque las personas suelen tener un patrón fijo de señales que transmiten al perro en ambas situaciones, por lo que este recoge las señales  y comienza a ladrar por la emoción de lo que va a pasar.

  • Lo primero que debe hacer el propietario es cambiar las señales que emite, y dejar lo que está haciendo cuando el perro empiece a ladrar.
  • Si el perro ladra cuando cogemos su correa, hay que dejarla de nuevo en su sitio y sentarse hasta que deje de ladrar.
  • Si hemos conseguido que deje de ladrar cuando ve la correa y al salir a la calle empieza a ladrar de nuevo, hay que regresar a casa y esperar hasta que se tranquilice.
  • Esta técnica requiere mucha paciencia pero la perseverancia dará sus frutos, ya que es la única manera de que el perro aprenda a estar tranquilo cuando salga de paseo o vaya a comer algo.
  • Todas estas técnicas de entrenamiento no requieren comunicación verbal con el perro. Se deben hacer en silencio, sin dar órdenes.
  • En estas situaciones el lenguaje corporal humano en el que los perros son auténticos expertos, supone una desventaja para el propietario porque nuestro peludo amigo conoce las claves de nuestro comportamiento, y es capaz de adivinarlas casi antes de que nosotros hayamos tomado decisiones gracias a su capacidad de observación desarrollada durante milenios de convivencia con el hombre.

 

¿Qué puedo hacer para que mi perro deje de ladrar tanto?

Sin duda, la solución más idónea es llevar al perro a una escuela canina donde aprenda a hacer ejercicios que le motiven y lo saquen de la aburrida rutina diaria.

  • Encuentra una actividad o deporte canino que le guste al perro, teniendo en cuenta su raza y su edad.
  • Oculta juguetes o comida en la casa y enséñale a que los encuentre.
  • Mete sus chucherías favoritas dentro de juguetes diseñados especialmente para ello para que tenga que trabajar para conseguir comérselo.




¿Cómo debo hablarle a mi perro para que deje de ladrar?

  • No cometas el error de gritarle, puesto que con ello fomentas que aumente los ladridos, el perro podría interpretar incluso que le estás ayudando a ladrar más.
  • Cuando el perro esté ladrando muéstrale tu aprobación mediante elogios y dale la orden de ladrar con una señal de la mano para animarlo a que ladre más.
  • Cuando haya comprendido la señal de ladrar comienza a decirle que ladre con la orden “ladra”.
  • Cuando deje de ladrar por sí solo, prémialo más y dile que esté tranquilo de manera verbal y con una señal de la mano.
  • Pronto aprenderá a ladrar sólo cuando se le ordene si hemos sabido aplicar esta técnica con la paciencia y el tiempo que se requiere.

 

 * Este artículo tiene varios artículos relacionados: 

Estudio revela que el 85% de los perros sufren ansiedad por separación. 

El trastorno de ansiedad por separación.

Más sobre el problema de la ansiedad por separación canina.



Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.

Maite Rodríguez

<p>Amante de los animales, la naturaleza, y la fotografía. Redacto artículos para mi blog canino, tratando de seleccionar temática que le sea de utilidad al lector, especialmente sobre enfermedades, razas, cuidados y los últimos avances científicos de nuestros fieles y peludos compañeros.</p>

})(jQuery)